Facebook Twitter Youtube Instagram
 
Granada es Noticia


 
 

El Colegio de Enfermería de Granada reclama a la Junta que se implante la especialidad de Salud Mental

El órgano colegial y la Asociación Española de Enfermería de Salud Mental apoyan las reivindicaciones de los especialistas que han dimitido de sus tutorizaciones como medida de presión, el 100 % en Granada

Redacción | 5 de marzo de 2020
El Presidente del Colegio de enfermeriea de Granada, Jacinto Escobar en rueda de prensa (CODEGRA)
El Presidente del Colegio de enfermeriea de Granada, Jacinto Escobar en rueda de prensa (CODEGRA)

El Colegio Oficial de Enfermería de Granada y la Asociación Española de Enfermería de Salud Mental han reclamado este jueves a la Junta que implante de manera real y efectiva esta especialidad, comprometida de forma reiterada desde hace más de dos décadas. El presidente del órgano colegial de Granada, Jacinto Escobar, ha recalcado la importancia de ofertar un cuidado especializado a este tipo de pacientes.

Andalucía comenzó a formar a especialistas en Salud Mental en 1998 desde las Unidades Docentes Multiprofesionales y lo hizo con el compromiso de implantar ésta y otras especialidades, pese a lo que la situación se ha agravado. Escobar ha explicado que la falta de una implantación real de la especialidad ha provocado la dimisión del cien por cien de las enfermeras de Salud Mental que tutorizan la residencia de los alumnos EIR. La respuesta en la provincia ha sido tajante y más rotunda que en el resto de Andalucía, donde una media del 80 % de los tutores de Salud Mental ha dimitido de esas funciones.

Estas dimisiones buscan una respuesta de la Junta pero ponen en riesgo la continuidad en la formación de los estudiantes EIR, que han respaldado la medida también de manera mayoritaria al entender que la reivindicación trasciende a sus propios intereses en beneficio de la calidad asistencial de los pacientes y de la ciudadanía andaluza en general.

El presidente de la Asociación Española de Enfermería de Salud Mental, Francisco Megías, ha explicado que Andalucía comenzó a formar enfermeras especializadas en Salud Mental en 1998, el mismo año en el que una normativa europea pidió este paso y antes de que el Ministerio de Educación creara esta categoría. En 2016, casi 18 años después, Andalucía publicó la orden que creaba la categoría estatutaria de Enfermero Especialista e inicio el proceso para incorporar las plazas. El plan se iba a desarrollar en dos fases pero sigue sin haber concluido, según ha denunciado Megías.

El presidente del Colegio de Enfermería de Granada ha incidido en que para que un enfermero pueda ser especialista, una vez que ha obtenido el Grado, tiene que prepararse para un examen de acceso a la residencia (EIR), superarlo entre los miles de aspirantes y, posteriormente, cursar los dos años de formación en la especialidad. Sin embargo, estos especialistas no cuentan con plazas vinculadas a su especialidad, salvo la de Matrona, por lo que se ven abocados a trabajar como enfermeras generalistas. 

"En Andalucía estamos formado enfermeras especializadas en Salud Mental, con un alto grado de profesionalidad, que se ven forzadas a irse o a otros países, o a aquellas comunidades autónomas del país que sí tienen implantada de manera real la especialidad", ha lamentado Escobar. El presidente del órgano colegial ha añadido que esta situación provoca además un inasumible despilfarro de los recursos públicos por el esfuerzo y dedicación que se invierten en la formación de especialistas, un gasto que no redunda en los pacientes andaluces.

Una de las alumnas que se ha quedado sin tutora especializada, la enfermera residente María López, ha explicado que continúa su formación pero sin supervisión de un profesional especializado y ha lamentado las posibles consecuencias para las enfermeras, que se arriesgan a perder la titulación. Para evitar estos perjuicios, Megías ha adelantado que denunciarán la situación ante el Ministerio.

Las enfermeras de Salud Mental andaluzas que han dimitido como medida de presión cuentan con el respaldo del Colegio de Enfermería de Granada y del Consejo General de Enfermería. Escobar ha recordado a la Junta que la labor de la enfermería de Salud Mental resulta crucial en el Sistema Sanitario Público Andaluz porque atender a pacientes con algún trastorno mental requiere una especial formación.

Además, el SAS no está reconociendo la especialidad en las unidades de hospitalización y las comunidades terapéuticas como sí lo hace en el ámbito comunitario, con la consecuente discriminación para los pacientes en función de la unidad en que son atendidos. El Colegio ha pedido a la Consejería de Salud y Familias que reaccione e implemente la correspondiente vinculación de plazas a los especialistas en enfermería, y que oferte y realizando nuevas contrataciones para adecuar las ratios de la plantillas de enfermería en Andalucía a la media nacional.

 

 
 
 
©Granada en juego, SL | Teléfono 666 441 696 | Email: redaccion@granadaesnoticia.com | Diseña y desarrolla Xperimenta eConsulting

USO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies .
[x] CERRAR